Pujando en la bolsa de CO2

MAYO 2011

08-03-01Empresarios del sector de la energía, altos ejecutivos de corporaciones financieras y jurídicas, consultores, agentes de promoción de inversiones, brókers… Todos ellos negocian y cierran acuerdos diariamente en la bolsa de CO2, es decir, en el mercado de derechos de emisión, y por tanto tienen también una cita obligada en Carbon Expo 2011, la principal feria y conferencia a nivel mundial para el comercio de emisiones. Durante tres días, del 1 al 3 de junio, analizarán en Fira de Barcelona la situación de este sector y dónde se compra y se vende el derecho de las empresas a expulsar dióxido de carbono a la atmósfera.

¿Cómo funciona este mercado?

Muy sencillo. El sistema existe en la Unión Europea desde 2005, y surge al amparo de los acuerdos adoptados en el Protocolo de Kioto. Con el objetivo de cumplir los límites de emisiones establecidos, la UE asigna derechos de emisión a cada país, y éstos a su vez los distribuyen entre sus industrias mediante los planes nacionales de asignación: más de 1.000 factorías en España y unas 12.000 en la UE reciben cupos comercializables.

Si una empresa supera el límite y contamina más de lo establecido, puede comprar derechos de emisión, ya sea de forma directa entre empresas o acudiendo a la bolsa de CO2. En cambio, si consigue respetar los límites y tiene un sobrante de derechos, lo puede vender en el mercado.

Contaminar menos da beneficios

08-03-02La idea del funcionamiento del mercado de emisiones es aportar beneficios en diferentes aspectos. Para Ismael Romeo, director general de la bolsa Sendeco2 de Barcelona, “el sistema motiva a las empresas a optimizar sus procesos productivos, haciéndolos ecológicamente más eficientes a la vez que obtienen recursos financieros vendiendo los derechos sobrantes”. Esto es precisamente lo que ha ocurrido en el último año en España. Las empresas que están sometidas a este sistema han contaminado un 11% menos que en 2009, y por tanto han podido vender el saldo positivo de derechos ganando un total de 400 millones de euros.

“Es uno de los pocos efectos positivos que ha traído la crisis económica” comenta Romeo. “Gracias a la disminución de actividad y a las diferentes medidas implementadas, los objetivos de reducción fijados por la UE se podrán conseguir más fácilmente e incluso mejorarlos”.

La trayectoria del mercado de emisiones lleva a considerar que el mecanismo de precios e incentivos ha sido un éxito: las emisiones de los sectores industriales implicados se ha ido reduciendo año tras año. Para el próximo período de asignación, 2013-2020, tres novedades condicionarán el mercado: el 50% de la asignación de derechos no será gratuita, sino que se efectuará mediante subasta; los derechos actuales no caducarán, es decir, serán útiles también a partir de 2013; el registro que alojará los derechos y gestionará las asignaciones dejará de ser estatal y pasará a estar centralizado para toda Europa.

Carbon Expo, la mayor feria de comercio de emisiones CO2

08-03-03Es la segunda vez que Carbon Expo se celebra en Barcelona, después de la edición de 2009. Organizada conjuntamente por la Asociación Internacional de Comercio de Emisiones (IETA), el Banco Mundial y Fira Barcelona, el salón es la principal plataforma anual para analizar el estado actual y los principales retos de futuro a los que se enfrenta el sistema de comercio de emisiones.

Se celebrará del 1 al 3 de junio. Tres días con nueve sesiones plenarias de alto nivel y 26 talleres interactivos que girarán en torno a los proyectos de financiación de infraestructuras limpias, de los mercados de carbono así como el estado de las negociaciones a escala internacional antes de la próxima cita de la Conferencia de las Partes de la Convención Marco de Naciones Unidas sobre el Cambio Climático, que tendrá lugar en Durban a finales de 2012.

JORDI CARRERA